libros, autores, escritores, argentinos, cuentos, terror, Maximiliano Nicolas, Martin, Gonzalez

Cosas que te pasan si sos un libro sanjuanino

Con motivo del día del libro Maximiliano Nicolás Martín González nos regala esta genial reflexión  ٩(̃-̮̮̃-)۶

 

 

  • Te reciben en la librería con menos entusiasmo que al resto de los libros, y te despiden de igual forma o incluso con algo de alivio. Pero eres feliz porque sabes que llegará tu lector.
  • Por ser pequeño acabas atrapado por una torre amenazante de libros de más 700 páginas que te dificultan la vista y terminas siendo empujado poco a poco al costado de la mesa. Pero eres feliz porque sabes que llegará tu lector.
  • Compartes espacio con los libros de Escudero y Bataller, conversas diariamente con ellos en los días de librería, pero poco a poco ellos se van y tú te quedas. Pero eres feliz porque sabes que llegará tu lector.
  • Te sientes ignorado por Cultura para el cual los escritores ya murieron o son invisibles, te sientes ignorado por la gente que concurre al local y hasta te sientes ignorado por tu propio autor que nunca más volvió a preguntar por ti. Pero eres feliz porque sabes que llegará tu lector.
  • Te molesta que la gente te mire, te hojee rápidamente, pregunte tu pequeño precio de dos cifras y te acabe dejando por uno de tres. Pero eres feliz porque sabes que llegará tu lector.
  • Te sorprende cuando usas Google de ver que tu imagen de tapa la usan también otros autores en la tapa. Tienes un gemelo de tapa al que nunca conocerás. Pero eres feliz porque sabes que llegará tu lector.
  • Te acostumbras a las ferias de libros independientes (como la Mansa) porque encuentras a otros libros como vos, que sufren como vos, que juntan polvo como vos, y que, al igual que vos, son felices porque saben que encontrarán su lector, aunque hayan sido impresos en el 92.
  • Un día, un tipo con cresta entra a la feria, te mira, te revisa, te lee, pregunta por vos, por tu autor y decide comprarte. Y eres feliz porque llegó tu lector.
  • Te subes al colectivo mientras eres abierto y leído por tu nuevo amigo. Él se sorprende, se interesa por vos y al llegar a casa le comenta a sus amigos que no sabía que cosas así se escribieran en San Juan.
  • Te deja en la repisa, al lado de la computadora, y puedes ver como tu nuevo amigo googlea el nombre de tu autor. Descubren juntos un blog precario, un perfil de Facebook y reconoces la foto de quien te creó. Eres feliz porque sabes que cumpliste el deseo de tu autor.
  • Tu nuevo amigo le manda una solicitud de amistad a tu autor, lo felicita, le dice que le gustó su libro y él le agradece. Eres feliz porque tu escritor y lector son amigos.
  • A los pocos días se realiza una feria de diseño donde venden hermosos libros artesanales. Tu amigo te traiciona y compra uno de cartón pintado que se ve lindo, tiene buen contenido y es fashion. Lo deja en la repisa, justo encima tuyo, y se olvida para siempre de que existes. Eres feliz porque sabes que al fin de cuentas él no te merecía.
  • Al mes siguiente, se estrena una película, tu ahora ex amigo se compra el libro de la película y lo deja encima del libro artesanal y de vos, olvidándolos para siempre. La película es una saga de 50 filmes basados en 49 libros, por lo que con el correr de los meses te encuentras arrojado en el rincón del estante junto al libro artesanal. Eres feliz porque sabes que el libro fashion tiene tu mismo destino.
  • Lo miras y él te mira, se hacen amigos, conversan, planean una huída de la casa y la concretan. Se enteran de una nueva feria de libros independientes, van hacia allí y se esconden dentro de una de las cajas para exponer. Eres feliz porque lograste escapar.
  • Una de las organizadoras te mira extrañada; pensando cómo llegaron hasta ahí, pues estaba segura de no haber recibido esos dos ejemplares para la venta. Supone que quizás otro de los organizadores los dejó en la caja y los exhibe junto con los demás. Eres feliz porque estás ahí, porque eres libre y porque ya encontrarás otro lectorAparece un estudiante de Letras en la feria, te mira con ávida curiosidad y te lleva. Eres feliz porque tienes otro lector.
  • El estudiante de Letras te lee, le habla de ti a sus compañeros y al cabo de un tiempo visitaste un montón de casas donde fuiste leído. Eres feliz porque la gente disfruta con tus historias.
  • A lo lejos, tu autor se pregunta si habrá gente que leyó su libro. Tú sonríes porque sabes que pasaste por más manos de las que él piensa. Y eres feliz por eso.

Maximiliano Nicolas Martin GonzalezMaximiliano Nicolás Martín González es autor de los libros:

El Cementerio y otros Cuentos

El Idioma de los Pájaros

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s